America Latina/Cine

Roger Koza, en defensa de un cine que piensa

roger koza.jpg

El crítico de cine argentino reprocha el interés de los nuevos directores latinoamericanos en mostrar el retrato más cruel de la condición humana. El periodista cultural asegura que la cinematografía en español privilegia el impacto para gustar en el resto del mundo. Estas propuestas comienzan a premiarse con insistencia en los festivales más importantes.

      Roger Koza, crítico de cine argentino, es una de las voces más feroces del periodismo cultural latinoamericano. Desde sus tribunas (el espacio virtual Con los ojos abiertos, el periódico La voz del interior y el programa televisivo El cinematógrafo) se ha dedicado a defender lo que considera un cine que piensa, principalmente en relación con las películas hechas en América Latina, cuyo espacio continental ha contado tradicionalmente historias similares. “Nos hemos pasado décadas retratando nuestras dictaduras, denunciando nuestras pobrezas materiales”, alega.

Para el también programador del Festival Internacional de Cine de la Universidad Autónoma de México (Ficuman) y del Festival de Cine de Hamburgo, otra de las similitudes actuales de un determinado grupo de películas latinoamericanas radica en un tratamiento estético que denomina “la escuela de la sordidez”. Son varias las razones y las películas que podrían incorporarse, según él, dentro de esta caracterización.

  • La victoria de la violencia en Cannes

Según Koza, el ejemplo reciente más claro de esta “escuela de la sordidez” es Chronic, del mexicano Michel Franco, estrenada el pasado 21 de octubre en Francia y cuyo guión fue premiado en el último festival de Cannes.

Para Koza, las películas Chronic y Heli constituyen las referencias indiscutibles de la crueldad del nuevo cine latinoamericano.

Franco, único representante latinoamericano en la competición oficial del certamen cinematográfico, grabó su cinta en inglés, con actores estadounidenses. “Esta película retrata el destino como una severa punición ciega”, critica Koza. Chronic cuenta la historia de un enfermero que acompaña a pacientes terminales mientras intenta reconstruir los lazos con su propia familia. El problema de este largometraje está en su final arbitrario, sorpresivo: un giro violento de guión que derrumba la hora y media precedente. “Al describir esta ‘escuela de la sordidez’ no hablo solo de películas violentas, hablo de decisiones estéticas al momento de filmar el cuerpo humano, el dolor humano”, sostiene. Luego de sus dos primeros largometrajes, Después de Lucía y Chronic, ambos premiados en Cannes, la carrera de Franco se perfila como referente obligado de un cine al que le gusta mostrar la debacle humana.

chronic_grd.jpg

Otro crítico argentino, Diego Lerer, tampoco recibió bien esta película, “cuyos personajes nacen en la pantalla condenados”, escribió. Asimismo, el periodista Manu Yánez, en su balance de la competencia cinematográfica francesa, lamentó el deseo de Franco de “epatar al espectador con crueles giros argumentales”.

  • Antecedentes de “la escuela de la sordidez” en Cannes

Koza asevera con insistencia que la importancia del séptimo arte va mucho más allá de una simple industria del entretenimiento: el cine es el recipiente de una memoria colectiva, una serie de mapas que cartografían la naturaleza humana, un modulador de la sensibilidad contemporánea. Sin embargo, incluso las propuestas aparentemente más radicales parecen sucumbir a una enlatada estética para no pasar desapercibidas en un festival como Cannes.

La relación entre este festival internacional francés y el cine de autor latinoamericano se inició hace ya 15 años, de acuerdo al crítico argentino, con la aparición de cineastas como el mexicano Carlos Reygadas, a quien considera como un gran cineasta aunque evalúe de manera negativa el impacto que ha tenido. “No ha dado precisamente buenas ideas a otros directores”, enfatiza Koza. Uno de los cineastas explícitamente motivados por Reygadas es Amat Escalante, quien ganó el premio a la dirección en la edición de Cannes de 2013 por su película Heli.En esta cinta, la máxima expresión de la brutalidad pasa por quemar los genitales de uno de los personajes. Es la cúspide de la vileza. La escena es del orden de lo intolerable, y la fuerza no está solamente en su concepción visual sino en el trabajo sonoro que denota enajenación y embrutecimiento; es el sonido de las bestias”.

heli

  • Selección de películas latinoamericanas en otros festivales

Aunque Cannes es el epicentro de las producciones audiovisuales menos esperanzadoras, el resto de los grandes festivales internacionales también comienzan a capturar sus dosis de violencia fílmica. “Este tipo de cine también interesa a otros programadores: los casos clave son los triunfos de la venezolana Desde allá este año, en Venecia, y el de la mexicana 600 millas, en Berlín”. Ambas cintas se estrenarán en Francia en 2016.

Debido a la importancia de Cannes, Venecia y Berlín, las películas que estos festivales seleccionan tienen un recorrido asegurado en los cuatro costados del mundo. Koza recuerda que numerosas citas cinematográficas basan su selección en las cintas que causan revuelo en estos tres grandes eventos.

Locarno, San Sebastián y Biarritz (por nombrar tres ejemplos europeos) y los de Valdivia, Mar de Plata y Buenos Aires (tres suramericanos) están hechos para una cinefilia determinada, por lo que programan (con la sola excepción del certamen suizo) los grandes éxitos del año en curso. “Un festival debe hacer visible lo que sin él no tendría ninguna posibilidad de llegar al público. Es muy fácil encontrar películas en Cannes, Venecia o Berlín, pero estoy convencido de que muchas veces las mejores películas no se proyectan ahí”.

  •  ¿Sed de visibilidad internacional?

Si bien es cierto que la cinematografía en español ha prestado siempre interés en lo peor de sus sociedades (el cine como denuncia social), el inconveniente para Koza consiste en elaborar una estética fílmica para juzgar y jugar con los personajes. “El cine latinoamericano de autor parece haber olvidado el fuera de campo, las elipsis. Todo el dolor tiene que estar mostrado en primer plano para provocar un efecto mayor”, señala.

 “El cine latinoamericano de autor parece haber olvidado el fuera de campo, la elipsis”.

Esas ganas de gustar e impactar de los cineastas latinoamericanos podrían explicarse en la medida en que sus películas no tienen un festival donde sean el eje central. “Como programador de un festival internacional, muchas veces la producción hecha fuera de casa opaca la nacional”. Los giros violentos e impactantes podrían ser el síntoma de autores sedientos de visibilidad extranjera.

  • Por un festival que piense en el cine

Koza lo tiene claro: se debe crear un festival de cine con una reflexión propia sobre este arte y a través de la cual se eduque al público. Una cita cinematográfica donde cada decisión tomada por los programadores se base en un argumento. “Creo que un festival interesante sería uno que pueda incorporar en su programación un cine de autor y popular a la vez. Programar Relatos Salvajes con una película de Lisandro Alonso puede tener sentido si se cree en un cine como forma que piensa”.

A pesar de los golpes bajos de ciertas películas latinoamericanas, Koza está convencido de que las producciones nobles tendrán algún día la misma relevancia que las sórdidas propuestas actuales. “En el cine, cada plano tiene una justificación como elemento de una historia, y encontrar esa justificación es parte de mi trabajo. Solo en buenas películas se puede encontrar una argumentación filosófica, poética, política o social”. Él, por tanto, seguirá buscando, sea como crítico o programador, esas historias sensibles y cercanas que hacen avanzar a eso que llamamos cine.

 

Valentín Finol

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s